28 . 8 . 2015 Volver al listado

Confianza del consumidor cae 2,8% en julio

ICC Julio 2015 Equipos Consultores

En el mes de julio, registrando una caída del ICC de 2,8% respecto a junio, los consumidores uruguayos muestran, por quinto mes consecutivo, un aumento del pesimismo respecto al mes precedente. Si bien la caída del ICC en julio resulta de una magnitud comparable a la de junio (-2,5%), son diferentes los determinantes.

En julio, la "Predisposición a la Compra de bienes durables" registra una fuerte caída mensual -19,2%, la segunda mayor desde octubre de 2008-. Este comportamiento estaría en línea con la hipótesis que se planteaba en el anterior informe del ICC, en relación a que la interrupción de la caída de este subíndice en junio se podía deber al efecto puntual del cobro del aguinaldo, por lo que con la magnitud de la caída del subíndice en julio, retomaría el comportamiento declinante que se observa en general desde noviembre.

Por su parte, la percepción de la "Situación económica del país" se recupera parcialmente en julio, tras ser la que más se había contraído en junio. La mayor variación entre los "otros indicadores de confianza económica" se registró en la "Preferencia por depósitos en moneda local", que cayó 9,5%.

Por otra parte, mejoraron respecto a junio las "expectativas de empleo" y "de inflación" de los consumidores, reversión parcial esta última que podría reflejar el impacto de las medidas de acuerdos de precios promovidas por las autoridades que se concretó hacia fin de mes.

Considerando que en junio el ICC ya había caído por debajo del anterior mínimo histórico -alcanzado en noviembre de 2008- el ICC de julio representa un nuevo mínimo desde que se releva la encuesta. El valor promedio del ICC es 56,4 en los ocho años que se han completado de relevamiento en Uruguay, con lo que el valor de julio 2015 resulta 20,0% inferior al promedio de este lapso, que alcanzó sus máximos hacia 2010 y que había mostrado un rebrote de optimismo en el marco de la campaña electoral que llegó hasta la asunción del actual gobierno.

La Predisposición a la compra de bienes durables, también en un mínimo histórico, retoma y acelera su caída, en un mes en que el tipo de cambio afirma su dinámica al alza. El subíndice cayó a la mitad (-50,2%) cuando se lo compara con igual mes del año pasado.

Variación ICC Julio 2015 Equipos Consultores

Expectativas sobre la economía según distintos agentes

Si se consideran las expectativas de los consumidores uruguayos sobre la Situación Económica del País, en particular a un año (la más comparable con las de otros agentes) se puede apreciar que en el segundo trimestre del año 2015, en promedio, respecto del primero, caen 15,2%. Por su parte, las expectativas de los industriales para la situación de la economía en los próximos 6 meses, relevadas por la Cámara de Industrias del Uruguay (CIU) se contrajeron 14,8% en el mismo período.

No obstante, cuando se considera la evolución desde 2014, comparando el segundo trimestre de cada año, se puede apreciar que mientras las expectativas de los industriales caen 17,9%, las de los consumidores caen 6,3%. La diferencia se explicaría básicamente porque las expectativas de los industriales no presentaron un boom de optimismo en el marco de la campaña electoral.

Así, tras una relativa estabilidad desde mediados de 2012, estas expectativas muestran un ajuste a la baja desde comienzos de 2015 en tanto las de los consumidores recién a partir de marzo comenzaron a ajustarse.

Si por otra parte, se analizan las expectativas de los analistas que releva el BCU, se podría comparar el promedio de las proyecciones de crecimiento del nivel de actividad para el año 2015. Se aprecia cierta estabilidad en el promedio proyectado durante el primer y segundo trimestre del año en curso (en el entorno de 2,9%). En el segundo trimestre de 2014 no era muy diferente: 3,0%. La contracción más fuerte se observa recién en julio (cae a 2,7% la mediana del crecimiento esperado para 2015).

En general, se aprecia que los diferentes agentes coinciden en ajustar a la baja su nivel de optimismo en relación a la situación económica del país (en línea con otros relevamientos de opinión de Consultoras, difundidos por los medios). Pareciera que cuanto más sofisticado es el proceso de formación de expectativas, menos distracciones tiene y más rápidamente se internaliza el desaceleramiento de la economía, y por tanto menos ajustan en los últimos meses (analistas).

Por otra parte, se podría identificar una mayor sensibilidad de la confianza de los industriales a señales provenientes del ámbito económico-financiero global (crisis de 2008-9) y menor a las de origen político (campañas electorales 2009 y 2014), también comenzando a ajustar a la baja antes que los consumidores.

Cabe señalar que, más allá del optimismo de los consumidores respecto a la Situación económica del país hasta febrero, el ICC permitía captar que la Predisposición a la compra de bienes durables sí ya era ajustada a la baja desde el mes de noviembre del pasado año. 

Expectativas ICC Julio 2015 Equipos Consultores

Otros Indicadores de Confianza Económica

Entre los Otros indicadores de Confianza Económica los resultados fueron mixtos. La mayor variación se encontró en la preferencia por depositar en moneda local que cayó 9,5% respecto al mes anterior. En un marco en que el tipo de cambio aumentó 5,4% en el mes (vendedor, punta a punta), y en que se continuaba esperando que continúe el fortalecimiento del dólar a nivel global, se incentivaría una recomposición por monedas de los ahorros de los consumidores.

Al respecto, el índice de capacidad de ahorro registró una caída de 3,4% en la comparación mensual, que pese a no ser una caída de mayor magnitud, lo posiciona a este índice en un mínimo desde finales de 2007. Por otro lado, mejoran las expectativas de desempleo y las expectativas de inflación, que luego de alcanzar sus respectivos máximos en la encuesta de junio, se contrajeron 6,4% y 4,1%, respectivamente, aunque en ambos casos permanecen más pesimistas que en mayo.

Durante el mes las autoridades negociaron con representantes de grupos empresariales un acuerdo para congelar los precios por dos meses de 1400 productos de la canasta básica. El acuerdo, cerrado a fin de mes, en la medida que manifiesta la preocupación del gobierno por evitar que se acelere el incremento de los precios, podría explicar esta reversión parcial de las expectativas de inflación por parte de los consumidores.

Fuente: Extraído del informe de Julio - POPCE (UCU-Equipos). Documento adjunto.

ADJUNTOS
Confianza del Consumidor Julio 2015 Volver al listado

Noticias relacionadas